Albor Cantard17.12.2017(5)
"Los jubilados tendrán un aumento de alrededor del 21 por ciento en 2018"
Por Fabricio NavoneEl diputado por Santa Fe defiende la reforma y carga contra Lifschitz por tomar distancia.

Albor "Niky" Cantard es uno de los nueve diputados por Santa Fe que juraron el pasado 6 de diciembre. De filiación radical, integra el grupo Universidad que lidera José Corral y en las últimas elecciones sorprendió con un triunfo contundente para Cambiemos.

Los más de 700 mil votos que obtuvo en las generales marcaron un nuevo record para el macrismo en la provincia, superando por 100 mil boletas al mejor resultado logrado por Miguel del Sel, a pesar de ser un dirigente que hasta hace pocos meses era prácticamente desconocido en casi todo el territorio.

Cantard conversó con LPO sobre cómo vivió la fallida sesión del viernes pasado, defendió la propuesta del oficialismo, criticó a Lifschitz por tomar distancia del proyecto original y repudió la actitud del kirchnerismo.

La frustrada sesión del viernes pasado iba a ser su primera experiencia en el Congreso de la Nación, ¿cómo vivió esa situación?

La viví con mucha angustia porque sabemos que el mecanismo de especular con el quórum está dentro de las posibilidades institucionales de la política, pero no lo que hicieron un puñado de diputados del bloque kirchnerista es algo que no se había vivido en el Congreso en otras oportunidades y realmente fue lamentable. Se vivió momentos de mucha tensión y de violencia verbal y hasta física que impidió que la sesión pueda funcionar. La decisión de los presidentes de los bloques de Cambiemos y la solicitud de Lilita de levantar la sesión fue una cuestión de prudencia y evitar que el bochorno fuera mayor.

Hasta hubieron sospechas de que el quórum se logró con la presencia de legisladores que aún no habían jurado...

Quedó reflejado en las imágenes de las cámaras que es absolutamente falso. Algunos legisladores dijeron que se había alcanzado un quórum trucho y que se habían sentado diputados que aún no habían jurado, eso no fue así. Una de las personas que estaba esperando jurar era Astrid Humel, diputada de nuestra provincia en reemplazo de Ana Martínez (que renunció para asumir en el Concejo Municipal de Rosario) y el otro era el diputado Enriquez que estuvieron todo el tiempo detrás del presidente de la Cámara aguardando que la sesión se inicie para ser convocados al juramento. Eso fue absolutamente falso.

Con quórum, igual decidieron levantar la sesión:

Fue imposible en ese clima. El quórum reglamentario se logró, se podría haber votado y darle continuidad pero estos hechos lo impidieron. Fueron legisladores de la Nación lo que la provocaron.

Desde la oposición señalan que la reforma afectará sensiblemente al bolsillo de los jubilados. ¿Qué lectura hace del proyecto?

En verdad, es un proyecto que tiene varios aspectos positivos. El primero es que la actualización se hará cada trimestre y no semestralmente lo que permite capitalizar de mejor manera los aumentos salariales de forma acumulativa. Se actualizarán cuatro veces al año en vez de dos. Además, se cambia una fórmula que es poco clara y no permite que nadie pueda conocer con certeza o anticipación cuál es el resultado.

Lo que se está haciendo es modificarla por una nueva fórmula absolutamente transparente, que acompaña el proceso inflacionario lo que garantiza el nivel salarial de los jubilados y pensionados. Se va a tener una doble garantía, el salario mínimo de los jubilados que aumenta de acuerdo al salario mínimo vital y móvil y el índice de inflación. Cuando asumió este gobierno el salario mínimo era de 5.588 pesos y ahora, en 15 días a partir de enero, pasará a estar en 9.500 y a mitad de año a 10 mil pesos.

Pero los críticos a la reforma sostienen que a pesar del ajuste trimestral los jubilados van a dejar de percibir más de 6 mil pesos el próximo año.

Yo digo que los cálculos que se hacen no tienen ningún tipo de certeza porque el sistema actual está basado en razón del crecimiento de la recaudación y no sabemos con precisión cuánto va a ser ese crecimiento y sobre todo cuando se está por llevar adelante una reforma tributaria que, entre otras cosas, tiende a bajar los impuestos, o sea, tiende a que se baje la recaudación.

La inflación tampoco se sabe de cuánto va a ser o al menos hasta ahora las proyecciones no han sido tan ajustadas a la realidad.

Hay una previsión que sí sabemos porque se computan los dos últimos trimestres de este año, lo cual genera una ventaja adicional porque tomamos seis meses de los cuales tenemos certeza del índice inflacionario. La del año pasado fue cercana al 40 por ciento y la de este año estaría terminando en 24 y según las estimaciones privadas para el año próximo hablan de un 16 por ciento.

Al verificarse los aumentos con los últimos dos trimestres este año, significa una mejora adicional. Según los cálculos, en el 2018 los jubilados tendrán un aumento de alrededor del 21 por ciento contra un 16 que es lo que se estima de inflación.

¿Si es beneficioso porqué cree que hay tanta resistencia?

Hay una dificultad que se advierte con el cambio de fórmula para el cálculo al pasar de semestral a trimestral que genera lo que se conoce como ‘empalme', donde al inicio de la aplicación se genera una diferencia y por eso se acordó para el lunes incorporar un bono complementario para saldarlo.

Pero la reforma también tiene otro aspecto positivo que es la opción para los trabajadores seguir trabajando cinco años más pasada la edad jubilatoria si así lo desean. Hay muchos trabajadores que son intimados por los empleadores para que se jubilen apenas alcanzan la edad, con la reforma tendrán la opción de trabajar 5 años más. Para los que venimos de la universidad, que somos docentes, un 90 por ciento opta por seguir trabajando. Eso significa que es una alternativa positiva para los trabajadores.

El gobernador Miguel Lifschitz luego de firmar el pacto fiscal tomó distancia de la reforma y se manifestó crítico al proyecto, ¿qué opinión le merece?

Creo que es el propio gobernador quien debe dar explicaciones. Todos escuchamos de la boca del propio Lifschitz celebrar el acuerdo que se había alcanzado entre las 23 provincias y el gobierno nacional. Hasta afirmó que una de las provincias más beneficiadas fue Santa Fe. Es evidente que dentro de los acuerdos alcanzados estaba esta reforma previsional. Tanto es así que en el Senado de la Nación donde están los representantes de las provincias fue aprobada con una mayoría significativa en respaldo del acuerdo alcanzado.

El gobernador dijo desconocer en detalle la medida...

Es difícil pensar que un gobernador de una provincia suscriba un acuerdo sin conocer los detalles. Si esto fue así, es un error.

¿Esta situación podría volver a tensar la relación entre el gobierno de Mauricio Macri y el socialismo?

No, creo que no, espero que no. Tengamos presente que el peso del gobernador en esta discusión es muy liviano, tiene un solo diputado de 257. Espero que no, que esto se aclare y que el diálogo institucional perdure y se encuentren los caminos correctos más allá de este hecho puntual. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
5
Yo creo que no se dan cuenta. Van camino a un 20 de diciembre por una ruta que están construyendo ellos solitos ...
4
Don Giacomo: 21% de Presion Arterial es muy baja, pero igual comparto...incluso hasta la P.A.
3
21 % de presión arterial
2
debe haber pocas personas tan desagradables como angelicci, tan buscas y rosqueras. LILITA TIENE RAZON
1
Angelici, favorecido por un fallo que exime a sus bingos de pagar ganancias(la nacion - ahora) el resto sarasa sarasa...DIBUJO..DIBUJO, nos siguen tratando a todos coomo dolobus...con el mayor de los respetos...