Gobierno08.11.2017(0)
El déficit monopolizó el diálogo de Macri con los gobernadores antes de la cumbre
LPOFue durante la visita a Nueva York. También se habló del Fondo del Conurbano y los cargos para la oposición.

El gravísimo déficit que arrastra el Gobierno fue el callejón sin salida al que una y otra vez conducían las conversaciones que tuvo el presidente Macri con los gobernadores y legisladores de la oposición a los que invitó a su visita a Nueva York, que en reuniones privadas aprovechó para ir tanteando, en la previa a la cumbre de este jueves.

La reforma impositiva que pidió Macri complicó las relaciones de la Rosada incluso con aliados como el mendocino Alfredo Cornejo y con opositores dialoguistas como el sanjuanino Sergio Uñac y la fueguina Rosana Bertone.

Los mandatarios del interior le adviertieron al presidente que con las nuevas alícuotas que intenta crear, la reforma no significará una baja real de impuestos. Además protestan porque les exigió a ellos lo que él no hace en el Estado nacional: el ajuste del gasto público. La discusión técnica de ese tema llevó siempre al mismo punto muerto: Con el actual nivel de déficit, que ronda los ocho puntos del PBI, no se puede hacer mucho más.

Pero los gobernadores repetían -sin mencionar al autor- un reciente concepto de Domingo Cavallo: No se necesita una ley para bajar los costos del Estado. Es decir, la excusa reiterada de Macri y su equipo que como gobierno "en minoría" no podían acelerar el paso de las transformaciones, en este caso no aplica.

Macri reconoció al ex titular de la Anses, Diego Bossio, que la "Reparación Histórica" que dio a los jubilados el año pasado agravó de manera sustancial el déficit. Según el diputado sumó al menos un punto del PBI al rojo fiscal.

La semana pasada Macri exigió en el CCK que no sólo los gobernadores ajusten en sus provincias, sino que la Justicia y los gremios lo ayuden a reducir el déficit. Y ante el obvio reclamo de esos sectores y los gobernadores de porqué no empieza por casa, Macri dijo en las charlas durante la gira que "ahora sí" se administración va a ajustar el gasto.

Macri tuvo que dar explicaciones sobre esto en Nueva York, adonde fue acompañado por Juan Schiaretti, Omar Gutiérrez, Miguel Lifschitz y Gustavo Bordet. El presidente sostiene que dos tercios del déficit lo representan las jubilaciones.

El ex titular de Anses, Diego Bossio, que participó de la gira del presidente en Nueva York, le recordó que la reparación histórica que implementó el Gobierno el año pasado, tras una iniciativa de Mario Quintana, sumó un punto al déficit. "Sí, es verdad", le respondió Macri, resignado.

El déficit no es el único tema que ocupa las conversaciones de los gobernadores y los funcionarios de Macri en las horas previas de la cumbre de mañana al mediodía. Ellos tienen el dato de que está por salir una cautelar a favor del reclamo de María Eugenia Vidal por el Fondo del Conurbano, pese a que la Corte lo niegue. 

Por eso, como ayer relevó en exclusiva LPO, la reunión que mantuvo este lunes Vidal con el presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, encendió todas las alarmas y se habló también de ese tema en Nueva York.

En el medio de estas tensiones, también se mezcló la discusión por el paquete de posiciones que está negociando el peronismo, con Miguel Pichetto a la cabeza, para ocupar la Defensoría del Pueblo, la Procuración Penitenciaria, sillones en el Banco Central y la Procuración General, entre otros cargos.

Se trata de un paquete central para el peronismo que desde la oposición no cuenta con muchos lugares para ubicar a sus cuadros y dirigentes.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.